Sermones en español

Culto de enseñanza matutino

Impulsados por el amor de Cristo

2 Corintios 5.14
El apóstol explica su persistencia en el servicio a Dios, sin importar cuán arduo sea, debido a que es impulsado por el amor de Cristo hacia él, y muestra cómo el poder de ese amor se refleja en ello. El mensaje nos presenta los aspectos que despiertan y obligan a nuestra alma, lo cual es una prueba de que hay una nueva vida en ella.
Culto de enseñanza matutino

Viviendo con temor

Isaías 8.12
Culto de enseñanza matutino

Cristo enseña a ser fructíferos

Juan 21.1
El mensaje presenta el último milagro que el Señor resucitado utilizó para enseñar y entrenar a siete apóstoles a que vieran los principios claves con respecto al servicio y la instrumentalidad, y también incluye el triple regaño a Pedro y su restauración y lo que todo ellos nos enseña a nosotros, especialmente sobre la naturaleza del verdadero amor a Cristo que da lugar a tener una lealtad para toda la vida.
Culto de enseñanza matutino

La regla de “todo lo que hacéis” para la vida cristiana

Colosenses 3.17
La regla de hacerlo todo en nombre de Cristo aparece en el contexto de la adoración y especialmente es una garantía para himnos cristianos, pero va más allá, pues abarca todos nuestros pensamientos, palabras y acciones. En el mensaje encontramos cómo su nombre influye cada aspecto de la vida.
Culto evangelístico vespertino

La guerra invisible

Romanos 6.12
La analogía de Pablo de la guerra muestra nuestro estado ante Dios. Estamos enrolados en una guerra en contra de Él, utilizando aptitudes y capacidades como armas. Es una guerra moral, una rebelión, en la que seremos derrotados. El mensaje nos muestra la posibilidad de una amnistía y de reconciliación.
Culto evangelístico vespertino

Contemplar la maravillosa cruz

Gálatas 6.14
Estudio bíblico

Una fe sincera

Isaías 58.1
Culto de enseñanza matutino

Despojaos del viejo hombre

Colosenses 3.8
Culto evangelístico vespertino

Las crónicas de la gracia

Mateo 1.1
Estudio bíblico

La mortificación del pecado

Colosenses 3.5